Visión de Fitch Rating sobre los indicadores crediticios corporativos en América Latina

Compartir en: 
1Q21 Latin American Corporate Credit Indicators Point to Volatile Recovery

Según Fitch Ratings, los indicadores crediticios corporativos de América Latina muestran algunos signos de mejora de la actividad económica y operativa de los emisores de la región en el primer trimestre de 2021, mientras que los desafíos relacionados con el alcance y el ritmo de las vacunas junto con la volatilidad política en curso continúan materializándose, lo que se evidencia en su última serie de nuevos informes por cada uno de los países.

Chile enfrenta un ciclo político pesado durante los próximos dos años. Las elecciones presidenciales y del Congreso se llevarán a cabo a fines de 2021 en medio de una reescritura constitucional. La gama de propuestas para la nueva constitución es muy amplia y los desafíos para el sector empresarial van desde los efectos directos que las propuestas pueden tener en algunos sectores hasta los efectos macroeconómicos negativos a mediano plazo sobre el crecimiento, las inversiones y el costo de la deuda de políticas menos favorables a las empresas. .

Con una calificación A– / Estable, Fitch espera que la cartera resista las turbulencias políticas.

Del 15 al 16 de mayo en Chile, 155 miembros de una Asamblea Constitucional fueron elegidos para redactar una nueva constitución. La composición de la asamblea recién elegida es muy diversa y suscita inquietudes sobre cómo se alcanzarán los acuerdos. La coalición de centro-derecha Chile Vamos del gobierno obtuvo el 24% del total de escaños, menos de 1/3 de los votos necesarios para bloquear propuestas constitucionales. Mientras que la centroizquierda alcanzó el 18%, la extrema izquierda el 16% y los grupos indígenas el 11%. Los independientes tienen el 31%, pero están fragmentados. Se necesitarán coaliciones, relevantes para alcanzar los 2/3 votos, para hacer avanzar las propuestas.

Las empresas en Argentina ya tienen acceso limitado a los ingresos y las reservas en dólares estadounidenses. Varios controles de capital los obligaron a quemar los recursos en dólares estadounidenses que tenían en el extranjero, lo que redujo los colchones de liquidez y debilitó la flexibilidad financiera.

Los pagos inminentes de la deuda ante el FMI y el Club de París de Argentina, y las negociaciones para reprogramarlos, ponen de relieve los persistentes riesgos de pago de la deuda.

La tasa de vacunación de Brasil sigue siendo baja, solo el 10% de la población con una segunda dosis y las restricciones de movilidad siguen vigentes en varias regiones a diferentes niveles, lo que ejerce una presión adicional sobre las empresas brasileñas. La confianza del consumidor está ligeramente por encima de la etapa más aguda de la pandemia, mientras que el desempleo es del 14,4% desde el 11,6% del año anterior. Fitch pronostica el PIB en 3.3% en 2021 después de caer 4.1% en 2020.

Una nueva propuesta de reforma tributaria del gobierno colombiano, destinada a fortalecer su posición fiscal, provocó protestas masivas a fines de abril. Hubo marchas y bloqueos en la mayor parte del país en respuesta a la movilidad limitada y las cadenas de suministro interrumpidas, en medio de un tercer brote agresivo de la pandemia.

La distribución de vacunas y la reapertura de negocios en México determinarán la velocidad de recuperación por sector e industria. Aproximadamente el 14% de la población mexicana recibió al menos una dosis de vacuna al 23 de mayo de 2021. El clima empresarial enfrenta vientos en contra debido a un mayor riesgo político y regulatorio, lo que genera incertidumbre en la inversión.

Los resultados finales de las recientes elecciones presidenciales de Perú determinarán la política económica del país durante los próximos cinco años. En el corto plazo, la capacidad del nuevo gobierno para concentrarse en combatir la pandemia y reactivar la economía será clave para mantener las expectativas de crecimiento del PIB.

Sin embargo según Fitch independiente del resultado, las elecciones presidenciales alterarán el entorno empresarial en gran medida.

El universo de empresas peruanas que tiene Fitch Ratings, representa 68% de emisores con perspectivas estables, 24% con perspectivas negativas y 8% con perspectivas positivas al 31 de mayo de 2021. Esto refleja factores específicos del emisor en el contexto de amplias tendencias económicas negativas impulsadas por la pandemia de coronavirus. Fitch señala que las Perspectivas Negativas tomarán algún tiempo para resolverse y son el resultado de problemas específicos de las empresas. 

Los emisores corporativos en Perú (BBB + / Negativo) se encuentran en las categorías de calificación de "BBB" a "BB". 

Al lunes 7 de junio de 2021, con el 93% de los votos contados, el candidato de izquierda Pedro Castillo tenía el 50,1% de los votos y la candidata de derecha Keiko Fujimori tenía el 49,9% de los votos para la segunda vuelta de las elecciones del domingo 6 de junio. El ganador asumirá el cargo el 28 de julio de 2021.